Perros con Agresividad por Fustración

Un perro que está excitado por algo, pero no se le deja acercarse, puede llegar a mostrar agresividad.

Agresividad por Fustración en los perros

Agresividad por Fustración en los perros

Los perros pueden ser como niños, que cuando se frustran, a veces arremeten con agresión. Un perro que está excitado por algo, pero no se le deja acercarse, puede llegar a mostrar agresividad, sobre todo hacia la persona o cosa que lo está reteniendo. Por ejemplo, un perro frustrado podría darse la vuelta y morder su correa o morder la mano que sostiene su correa o collar.

Con el tiempo, el perro puede aprender a asociar la restricción con sentimientos de frustración por lo que incluso cuando no hay nada para sentirse frustrado, el tiende a reaccionar agresivamente cuando se siente restringido. Esto explica por qué algunos perros amigables normalmente se vuelven agresivos cuando están detrás de una valla, en una jaula, en un coche o con la correa. Del mismo modo, un perro amigable también puede mostrar niveles sorprendentes de la agresividad cuando su dueño lo levanta para que las visitas pueden entrar o salir de casa. Los perros machos y hembras son igualmente propensos a la agresión por frustración, y este tipo de agresión se produce tanto en cachorros como en adultos.

Para saber más sobre el Comportamiento Canino y como enseñarle trucos a tu perro, SUBSCRÍBETE a nuestro canal de YouTube.

Canal de YouTube Adiestramiento en positivo

Haz click sobre el siguiente enlace para volver al artículo principal sobre Perros Agresivos.

Para seguir leyendo sobre los otros tipos de Agresividad, haz click en los siguientes enlaces: